Cómo me tiré a Doña Luz Marina, mi vecina rica!! II

Tema en 'Relatos Eróticos' iniciado por qwtee, 21 de Julio de 2013.

  1. qwtee

    qwtee Bananero activo

    Registrado:
    26 de Junio de 2013
    Mensajes:
    537
    Me Gusta recibidos:
    17
    Respuesta: Cómo me tiré a Doña Luz Marina, mi vecina rica!! II

    Bueno, les contaré que ayer viernes me volví a ver con Luz Marina en su apartamento y no quería dejar la ocasión de compartirles la nueva experiencia. Ayer por la mañana me mandó después de tiempo un mensaje a mi celular diciéndome "qué vas a hacer hoy? voy a estar solita en mi apartamento!!" Obviamente, quería que vaya para follar rico, así que la llamé y le pregunté a qué hora quería que vaya, a lo que me respondió a las 3pm. Su marido había viajado y sus hijos no iban a estar.

    Yo también tenía unas ganas terribles de volverme a tirar a ese mujerón, así que llegué a su apartamento minutos antes de las 3pm. La volvía a ver despues de tiempo....uff!! estaba bieen rica!! Tenía puesto un shorcito de jean bien ajustado y una blusa bastante escotada. Además, el clima se prestaba para verla así, ya que fue un día soleado.

    Entré a su apartamento, que yo ya conocía muy bien, me senté en la sala mientras que ella fue a dejar algunas cosas a su cuarto. Regresó de su cuarto y se sentó también ella en la sala a mi costado, me miró fijamente, me sonrió, me dijo "qué bueno volver a verte!" y sin dudarlo me empezó a besar muy rico. Ese beso cada vez se iba volviendo más apasionado y con lengua cuando de repente sentí que su mano ya acariciaba mi verga, la cual se empezaba a poner más dura conforme la acariciaba. Se notaba que esta doña quería pene sí o sí, así que yo también empecé a acariciar sus pechos y fui desabotonando su blusa de a pocos. Seguíamos besándonos mientras que una de mis manos seguía tocando sus pechos para luego bajar por su abdomen, yo ya escuchaba sus tímidos gemidos mientras nos besábamos, así que empecé luego a acariciar sus ricas piernas para, posteriormente, pasar una de mis manos por su concha para tocarla y acariciarla. Cuando llegó ese momento, sentí como que ella se estremeció un poco, pero bien que le gustaba que le acaricie la concha, así que seguí excitándola por ahí y empecé a besarle el cuello y luego sus pechos. Ella seguía también tocando mi verga y cuando la sintió bien dura me dijo con voz excitada que la quería sentir adentro. Entonces nos pusimos de pie y desde su sala hasta su cuarto me la lleve punteándomela y cogiéndole su concha. Mientras la punteaba, yo sentía cómo mi verga se acomodaba entre sus nalgas.

    Llegamos a su cuarto, donde ella empezó a quitarse la blusa que yo le había desabotonado y su shorcito, yo también me iba desvistiendo, así que los dos quedamos sólo en ropa interior. La llevé contra una de las paredes de su cuarto, la volteé y empecé nuevamente a puntearla bien rico, pero aún con ropa interior. Ella se dejaba que la toque completamente, así que fui quitándole su sostén para poder apretar rico sus tetas. Seguía punteándola mientras mis dos manos apretaban sus deliciosas tetas....uff! qué ricas! Sus pezones estaban bien paraditos! Ya para ese momento mi pinga estaba bien dura y ella al sentirla así me dijo que se la meta ya!! y también me dijo que no me protegiera, ya que se estaba cuidando con pastillas, así que no dudé ni un instante, le bajé su tanguita, yo me quité mi boxer y poco a poco se la fui metiendo entre las nalgas por su vagina. Uff!! Cómo gimió!! Y qué rico entró!! Volvía a abrir esa conchita caliente y mojada que ajustaba bien rico. Empecé a hacérselo lento en esa pose, los dos parados. Sentía sus ricas nalgas en mi pelvis mientras me la iba tirando; asimismo, no dejaba de apretar sus tetas. Luego, poco a poco, ella fue recostando su espalda en mi pecho, con lo que pude sentir todo su cuerpo ardiente mientras mi pinga seguía dentro de su vagina y sintiendo sus nalgas. Luego, cambiamos de pose, me senté en su cama y ella se sentó encima de mi pinga para luego empezar a moverse muy rico en ella. Después, me eché en la cama para que ahora ella empiece a cabalgar encima de mi pinga. Cómo se movía la doña!!! En esa pose ya sus gemidos se fueron convirtiendo en orgasmos; además, sentía también que sus fluidos chorreaban por mi pene, por lo que ella ya había llegado a su momento de excitación máximo. Luego de cabalgar en mi pinga por un buen rato, cambiamos de pose. Ella se echó en la cama y yo encima de ella volvía a penetrarla por su vagina para hacer la pose del misionero. Así que con sus piernotas alrededor mío, y con la pose del misionero, empecé a follármela bien duro hasta que se me vino toda la lechada y comencé a eyacular prolongadamente dentro de su vagina. Qué rica vaciada!! Después de tiempo que volvía a mojar esa vagina. Mientras me la corría dentro de su vagina, ella no dejaba de morderse los labios gimiendo de placer, mientras que yo quedé rendido sobre sus deliciosas tetas que nunca dejaron de rebotar en cada arremetida. Saqué mi pinga de su vagina y pude ver que ésta se encontraba bien mojadita por mi semen...uff!! sí que había sido una gran lechada!!! Incluso, ella al ver que mi semen chorreaba de su concha me dijo con voz arrecha y sonriendo "ay papi! mira cómo me has bañado la panocha de leche! hmm qué rico!" mientras pasaba una de sus manos por su concha mojada para probar mi leche. Qué rico era verla así!!!

    Continuará.....
     
    #11
  2. qwtee

    qwtee Bananero activo

    Registrado:
    26 de Junio de 2013
    Mensajes:
    537
    Me Gusta recibidos:
    17
    Respuesta: Cómo me tiré a Doña Luz Marina, mi vecina rica!! II

    Ojalá que realmente se haya protegido porque sí que le mojé la vagina con sendos chorros de leche!!

    [​IMG]
     
    #12
  3. qwtee

    qwtee Bananero activo

    Registrado:
    26 de Junio de 2013
    Mensajes:
    537
    Me Gusta recibidos:
    17
    Respuesta: Cómo me tiré a Doña Luz Marina, mi vecina rica!! II

    Ojalá que realmente se haya protegido con pastillas porque sí que le mojé la vagina con sendos chorros de leche. Creo que ha sido una de las eyaculaciones más prolongadas que he tenido. Sinceramente habrán sido de 15 a 20 segundos la botadera de semen. Uff!! Pero no me arrepiento, fue bastante rico!!!

    [​IMG]
     
    #13
    Última edición: 27 de Octubre de 2013
  4. qwtee

    qwtee Bananero activo

    Registrado:
    26 de Junio de 2013
    Mensajes:
    537
    Me Gusta recibidos:
    17
    Respuesta: Cómo me tiré a Doña Luz Marina, mi vecina rica!! II

    Les contaré que la semana pasada me volví a ver con ella. Esta vez fui yo quien decidió llamarla. Tenía unas ganas terribles de follar y qué mejor que con esta mujer!!! Así que la llamé el martes de la semana pasada por la noche para verla al día siguiente. "Hola mi amor! qué tal? cómo te encuentras?" le dije vía celular. Ella me respondió "Hola Susana, qué bueno escucharte después de tiempo" Obviamente me di cuenta que habían moros en la costa y que su esposo al parecer estaba con ella a su lado. Pero no me importó y seguí hablándole "sí Lucecita! me encanta volver a escucharte. Dime mi amor, vas a estar ocupadita mañana? Tengo unas ansias por verte nuevamente, ya tu sabes para qué" Ella se ríe y me contesta "Ay Susanita, yo también te he extrañado, a ver si nos vemos un ratico mañana" Yo le contesté "por supuesto mamacita! estaré mañana en tu casa para hacerte esas cositas tan ricas que te fascinan y que te ponen como loquita". Ella me responde riéndose "Ay sí Susanita, mañana nos vemos entonces. Un beso"

    Entonces, llegó el día siguiente, miércoles por la mañana y me llama ella aprox. a las 8am "papi, tenemos la casa solita para nosotros dos, ven rapido, no sabes qué ganas tengo de hacer el amor contigo, papi!" Le respondí "ya Lucecita, espérame bien rica como lo sabes hacer". Entonces salí rápido de mi casa y llegué a su apartamento. Ella me abrió la puerta y pude volver a verla. Ella estaba con un shorcito bien apretado que hasta incluso hacía notar los labios de su vulva y un topcito muy escotado....ufff! estaba bien rica como siempre!! y con esas piernotas deliciosas.

    - Hola Lucecita - le dije
    - Hola papi, te estaba esperando - me dijo

    Entonces, sin muchos rodeos, la cogí por la cintura, la pegué a mi cuerpo sintiendo sus ricos pechos y nos empezamos a besar con lengua muy apasionadamente. Así fue nuestro saludo. Fue un beso corto pero muy intenso. Nos sentamos en su sala en donde estuvimos conversando un rato corto y de ahí comenzó el banquete. Empecé a acariciarle sus sabrosas piernas mientras nos besábamos muy rico. Luego, mis manos fueron subiendo por todo ese cuerpazo hasta llegar a esas tetas muy ricas, las cuales fui acariciándolas aún con ropa; sin embargo, se notaba que estaba sin sostén porque podía palpar sus pezones parados. Ella acariciaba mi verga muy sabroso mientras nos seguíamos besando. Luego, empecé a besarle el cuello y a cogerle su concha, ella aún con ese shorcito que marcaba su vagina. Mientras le acariciaba y le apretaba la concha, ella empezaba a gemir y a excitarse mucho. Estuvimos así un buen rato hasta que ella se puso encima mío para sentir mi verga dura aún con ropa. Qué mujer tan rica!! Le fui quitando su topcito y, efectivamente, ella estaba sin sostén. Con ella aún encima mío sintiendo mi verga dura, le fui chupando sus tetas como nunca...uff! estaban bien ricas!! No dejé de comérmelas hasta que me dijo con voz excitada "mi amor, vamos a mi cuarto!!" Entonces, nos fuimos a ese cuarto, testigo de tantas folladas con ella, para tirar.

    Llegamos a su habitación, ella se sentó en la cama, aún estaba con el shorcito, pero con las tetas al aire. Yo estaba aún con mi pantalón, pero se notaba el bulto que hacía mi pinga parada. Ella, sentada en su cama, me dijo "uff papi, dame tu pinga!" así que me fue quitando mi pantalón y mi boxer. Yo estaba de pie. Al ver ella mi pinga bien erecta puso una cara muy arrecha diciéndome "ay papi! que pinga!!" y de inmediato pegó mi pelvis a su rostro y empezó a mamármela muuuy delicioso!! Practicamente, se la estaba tragando todita. Yo le cogía su cabeza y ella se iba acariciando sus pechos mientras me decía "qué dura la tienes!!" Estuvo chupándomela por varios minutos hasta que me dijo "ahora sí papi, hazme tuya!" así que la recosté en la cama, le quité su shorcito y su calzón, le lamí su rica vagina para humedecerla más y se la fui metiendo bieeeeen rico!! Qué carita puso mientras la penetraba!! Uff! Qué rico entraba mi pinga en su concha bien caliente y apretada. Mientras iba entrando ella gemía "ahh uyyy qué pingón eres papi, dámelo todiiito!!!" Se la metí hasta el fondo y empecé a follármela con la clásica pose del misionero. Ella me abrazaba muy fuerte mientras que yo poco a poco iba aumentando el ritmo de penetración. Ella no dejaba de gemir en cada arremetida. Luego, cambiamos de pose y dejé que cabalgue por varios minutos encima de pinga para volver a disfrutar lo delicioso que se movía. Ella se iba excitando mucho más, sus gemidos ya se iban convirtiendo en casi orgasmos. Mientras la tenía encima de mi pinga de no dejaba de decir "aahh aahh, uhmm uhmmm qué ricooo!! ay ay!! La tuve así hasta empezamos a hacerlo de costadito y luego con la pose del perrito. Fue en esta pose en donde sentí que ella ya se había venido porque mi pinga la sentía bien mojada, pero ella aún quería seguir tirando, así que nuevamente la recosté, me llevé sus piernas a mis hombros y empecé a darle bien duro ahora. Ella ya había llegado al orgasmo, pero me decía "aaay papi! qué ricooo, no me la saques!! sigue así, más duro!!" así que seguí dándole en esa pose hasta que vacié toda mi leche dentro de su vagina. Qué tales chorros de leche me salían! Ella sólo atinó a decirme nuevamente y extasiada "Ahh...uff qué pingón papi" mientras ella iba sintiendo mi semen en su vagina. No se la saqué hasta botar la última gota de leche. Qué rica eyaculación fue!!!

    Después de eso me dijo "ay papi! mira, me has mojado la panocha otra vez!" Y efectivamente, se veía mi semen mezclado con los fluidos de ella que chorreaban de su vagina. Después me dijo "Si mi marido la tuviera como tú....ufff todo el día lo haría" Yo le dije "con una mujer como tú, qué hombre no te lo haría todo el día!! Se sonrió y me dio un beso. Wow! sinceramente, esta mujer sí que le encanta bastante el sexo. Luego de esa deliciosa follada, lo hicimos dos veces más antes de que llegaran sus hijos del colegio, una en la sala y otra en la ducha, en donde me la follé bien duro y bien rico. Terminé muy exhausto, pero valió la pena volverme a follar a la rica Lucecita.


    [​IMG]
    [​IMG]
    [​IMG]
     
    #14
  5. jayer ramirez

    jayer ramirez Bananero activo

    Registrado:
    28 de Octubre de 2010
    Mensajes:
    507
    Me Gusta recibidos:
    12
    Respuesta: Cómo me tiré a Doña Luz Marina, mi vecina rica!! II

    Esa si es una vecina
     
    #15
  6. mg1985

    mg1985 Bananero nuevo

    Registrado:
    2 de Septiembre de 2013
    Mensajes:
    27
    Me Gusta recibidos:
    0
    Respuesta: Cómo me tiré a Doña Luz Marina, mi vecina rica!! II

    Bien compa!! Se ha seguido comiendo a esta mujer!! Qué rico debe ser comerse a una conocida y deseada por muchos!
     
    #16
  7. qwtee

    qwtee Bananero activo

    Registrado:
    26 de Junio de 2013
    Mensajes:
    537
    Me Gusta recibidos:
    17
    Respuesta: Cómo me tiré a Doña Luz Marina, mi vecina rica!! II

    Bueno, les contaré que hace poco me volví a ver con esta fogosa mujer. Fue la semana pasada, en donde recibí una llamada de ella el viernes….

    - Aló qwtee? – me dijo
    - Hola Lucecita, ¿qué tal mi amor?
    - Hola papi, ¿por qué ya no me llamas? Hace tiempo que no nos vemos – me dijo
    - Sí mi amor, lo que pasa es que he estado un poco ocupado. Además, creo que tu marido sigue en Lima, por eso no te llamaba – le contesté.
    - Sí papi, pero él ha viajado justo ayer y regresará el lunes recién y mis hijos van a estar mañana todo el día en la casa de sus primos y regresan el domingo, así que voy a estar solita y aburridita….¿por qué no vienes un ratico mañana sábado para divertirnos? – me preguntó.
    - Uff!! Claro que sí!! Para hacerte esas cositas tan ricas que te gusta – le respondí
    - Ay sí papi! Me conoces muy bien jaja! Entonces te espero en la tarde.

    Ya era sábado en la tarde y llegué al apartamento de Lucecita. Ni bien abrió la puerta….wow!!! qué rica mujer estaba contemplando!! Ella estaba con una blusita muy apretada que hacía resaltar sus ricos pezones y una mini-faldita ajustada de jean que hacía lucir sus hermosas y ricas piernas. Ni bien cerró la puerta, nos abrazamos y nos dimos un excitante beso con lengua muy prolongado. Sinceramente, cualquiera se excitaría rápido por la forma en la que besa esta mujer, prácticamente te devora!! Seguíamos besándonos muy rico en su sala, así que sin tantos rodeos me llevó al sofá más largo en donde nos sentamos para seguir besándonos. Mientras nos besábamos, le acariciaba su rostro, siguiendo por sus pechos y luego esas sabrosas piernas. Ella también me acariciaba el abdomen y mi pecho por debajo de mi polo. Ambos nos estábamos excitando mucho, yo le seguía acariciando esos muslotes e iba metiendo mi mano por debajo de su mini-falda hasta llegar a su concha, la cual la iba tocando y acariciando. Ella aún estaba en tanga, pero me pude dar cuenta, mientras acariciaba su concha, que se la había depilado y le dije “uff! Qué rico!! tienes la concha peladita!” Y ella me dijo con voz cachonda “claro mi amor! Es para que me la metas maaas ricoooo!” Eso sí me excitó bastante!! Así que conforme ella se iba excitando mucho más también, yo poco a poco le iba introduciendo uno de mis dedos en su vagina, con lo que ya empezaban a escucharse sus primeros gemidos. Ella también me iba tocando la verga. Ya bien excitada ella, y aún yo sentado en ese sofá, esta mujer se puso encima de mí y me dijo “ayy papi! Extrañaba tu verga!” después de que me dijo eso, comenzó a quitarme el polo y yo también le fui quitando su blusa para ver esas tetazas, las cuales empecé a chuparlas y comérmelas muy rico. Mientras le iba chupando los pezones, mis manos acariciaban sus piernas y su culo y ella me iba diciendo muy arrecha “papi! Hazme tuya! Sí síii!! Por largo rato la tuve encima de mí comiéndome sus tetazas hasta que se puso de pie para verla cómo se quitaba de manera sensual su faldita. Se quedó sólo en tanguita. Luego de eso, se arrodilló frente a mí para quitarme el pantalón y mi bóxer. Ella, al ver mi pinga bien parada, puso una carita muy arrecha, se mordió los labios y sin pensarlo dos veces, empezó a mamarme la pinga bieeeeen rico!!! Yo seguía sentado en el sofá y ella también me chupaba los testículos, pero sin lugar a dudas era más rico sentir su boca en mi pinga. Parecía su chupete favorito!! Después de un par de minutos chupándome la pinga, se puso de pie, se fue quitando la tanguita y me dijo “ahora sí mi amor, dame tu pinga!!” Entonces, ya los dos desnudos, ella se puso encima de mí, tomó mi pene y se sentó en él, en ese momento pude comprobar que su marido no la satisface realmente, esa conchita estaba apretadita, muy caliente, húmeda y deliciosa y empezó a cabalgar suavemente y a gemir como loca. Me decía que ella esperaba ese momento desde la última vez que habíamos tirado y siguió cabalgando cada vez más fuerte y pasó de gemidos a prácticamente gritar y me dijo "estoy mojada papi" y sentí cómo mis testículos quedaron mojados de ella, fue delicioso.

    Luego, la puse en cuatro, ese panorama me arrechó cada vez mas al verle esas nalgas duras, la penetré por la vagina y empecé a metérselo suave y me empezó a pedir que le hiciera más y más fuerte cada vez mientras le apretaba las tetas, ella estaba demasiado excitada y me dijo que deseaba sentir mi semen en su vagina, por lo que la eché en el sofá para hacer la pose del misionero y empecé a metérselo durísimo y muy rápido con sus piernotas alrededor mío y sus tetazas rebotando en cada arremetida fuerte. Fue realmente delicioso sentir nuevamente cómo gritaba de placer y pudimos llegar juntos al orgasmo. Ufff!! Qué rico era volver a correrme dentro de su vagina!! Ese día creo que tenía semen acumulado de toda mi vida, fue verdaderamente grande la cantidad de leche que le vacié en su concha. Incluso podía sentir cómo mi semen mezclado con sus fluidos chorreaba. Luego de eso, y yo aún encima de ella con mi pinga dentro de su vagina, me dio un largo beso con lengua muy rico y me dijo con una sonrisa "mi amor, qué rico tiras!!".

    Luego de ese beso excitante, seguíamos echado en el sofá, mi pinga aún seguía parada dentro de ella y no quería realmente sacársela, por más que ya había eyaculado sendos chorros de semen dentro de ella. Nos volvimos a besar y le dije que quería otro, lo cual me aceptó y a un ritmo lento empecé nuevamente a follármela por su vagina muy mojada. Seguí con ese ritmo lento hasta que le dije para hacerlo de costadito para sentir sus nalgas; ahí sí empecé a hacérselo más duro apretándole las tetas y se escuchaban nuevamente sus orgasmos cachondos. Seguí dándole bien duro y rico por varios minutos en esa pose hasta que nuevamente me vacié dentro de ella llenándola de semen su vagina. Ella me decía “ay papi! Me has hecho venir otra vez! Qué riiiico!!” Sinceramente era bien rico estar dentro de ella.

    Le saqué mi pinga y ya se podrán imaginar cuánta leche chorreaba de su vagina. Había pasado cerca de una hora y media solamente follando. Después de ese tremendo polvazo en su sala se puso su ropa y me dijo para ir un rato a descansar a su cuarto para retomar fuerzas porque nos esperaba una noche llena de sexo y mucha pasión.

    Continuará…..

    Les dejo una fotito de ella en su cuarto después de la primera follada en su sala. Vean esa carita de placer y satisfacción!!


    [​IMG]
     
    #17
  8. bigparce

    bigparce Bananero reconocido

    Registrado:
    4 de Marzo de 2013
    Mensajes:
    328
    Me Gusta recibidos:
    233
    Respuesta: Cómo me tiré a Doña Luz Marina, mi vecina rica!! II

    cuanta fantasía la suya osea siempre tu y lucecita pichan en el apartamento de ella sin que nadie los haya visto o sospeche de eso, sabiendo como la gente le gusta el chisme, además afirmas que ella vive en el piso 16 de un edificio de 20 pisos? porque no tuvieron sus encuentros sexuales en otro sitio mas discreto y en donde nadie los hubiera reconocido y si en un lugar donde todos conocen a ella? por la informacion que he buscado en paginas de perú lucecita vive desde hace muchos años en ese país, así que nos es cierto que recién lo haga desde el 2002
     
    #18
  9. qwtee

    qwtee Bananero activo

    Registrado:
    26 de Junio de 2013
    Mensajes:
    537
    Me Gusta recibidos:
    17
    Respuesta: Cómo me tiré a Doña Luz Marina, mi vecina rica!! II

    Bueno, seguiré contando lo que sucedió esa día.

    Después de que habíamos tirado, nos fuimos a su cuarto y estuvimos recostados en su cama. Noté que había quedado muy satisfecha, ya que se le veía su rostro sonrojado. Me dijo que después de tiempo que había tenido sexo intenso. Yo, al escuchar eso, atiné a abrazarla y luego le di un beso con lengua, al que ella también correspondió. Luego de ese beso, le dije que ya me tenía que ir. Sin embargo, me pidió que no me fuera y que pase toda la noche con ella. Al escuchar la forma en que me lo pidió, al sentir su delicioso y tibio cuerpo cerca de mí y al tener una de sus ricas piernas encima de las mías, definitivamente decidí quedarme toda esa noche.

    Habrían pasado, estimo un poco más de 30 minutos aproximadamente, cuando me dijo que la espere ya que iba a ir a la cocina. Entonces, se paró de la cama y se fue a la cocina. Yo ya había recobrado fuerzas para tirar de nuevo, así que también me paré de la cama y desnudo me fui también a la cocina. Ni bien llegué a ese lugar y al verla casi desnuda, solo con su tanguita y la blusita apretada, no dudé ni un segundo y me le acerqué por detrás para acariciar otra vez su cuerpo. Estábamos cerca al repostero de su cocina. Ella ni se inmutó y dejaba que la toque, así que nuevamente empecé a coger y apretar sus ricas tetas mientras le besaba el cuello, luego una de mis manos recorrió todo su abdomen para llegar a su concha, la cual empecé a acariciarla y a introducirle mi dedo medio por debajo de su tanga, con lo cual ella comenzó a excitarse rápidamente. Se notaba que estaba bien mojadita, así que seguí tocando su concha, mientras ella acercaba sus nalgas a mi pene, el cual ya estaba bien duro nuevamente. Se volteó, puso sus manos en mis hombros mirándome fijamente y le fui quitando sólo su tanguita, luego la cogí por la cintura, le levanté una de sus piernas, la llevé contra el repostero y se la metí de nuevo por su vagina. Uff! Qué rico entró!! Cómo gimió cuando la penetré!! "oooh siiiii!!!" Entonces, empecé a tirármela en su cocina en esa pose. Seguimos en esa pose hasta que ella misma decidió cambiar de posición para cabalgar encima mío. Se quitó rápidamente la blusita y me llevó a una de las sillas que habían en su cocina donde, con mi pinga parada, me senté y ella también fue entrando en mi pinga para empezar a moverse muy deliciosamente. Qué rico era volver a tenerla encima mío cabalgando!! No saben lo rico que lo hacía, incluso sentía cómo sus fluidos chorreaban por mi pene y testículos. Aún así, seguía ella cabalgando encima mío mientras yo no dejaba de comerme sus deliciosas tetazas, mis manos acariciaban sus piernas y sus ricas nalgas también. Continuamos por buen rato en esa pose hasta que me la llevé a una mesa que tenía ahí donde la recosté, separé sus glúteos para ver mejor su ano, me llevé sus piernas a mi pecho, dirigí mi pinga hacia su ano y me dijo.. "noooo...noooo que vas hacer mi amor....nooooo" le dije... "mami, no te haré nada solo te quiero sentir más..." la relaje y comencé a metérselo...uff!! ella ponía una cara de dolor y placer a la vez. Comencé con la puntita, luego ya cuando estaba entrando la seguí metiendo, ella me trataba de detener poniendo sus manos; sin embargo, yo la agarre de su cintura, la jalé hacia mí y entró la cabeza de mi pinga en su ano... ella hizo un "..Ahiiiii.... despacio...despacio.....despacioooo" ya cuando estaba por la mitad se la empujé en una y ya dentro ella me dijo... "Sácala...sácala.." y le dije.. "Está bien, está bien..." pero se la saqué poco para luego proceder con el ritmo de penetración. Así estuve dándole y sentía cómo ajustaba más... y ella casi llorosa me lanzaba unos gemidos de placer. Conforme la iba penetrando por el culo, a ella le iba gustando cada vez más, porque ahora me decía "...sigue papi ahhh!! no me la saques!!" Seguí dándole por el culo, pero ahora sí se lo hacía muy fuerte, ya se podrán imaginar cómo se movía la mesa sobre la cual me la estaba culeando y el ruido que hacía ésta en cada arremetida fuerte más los gritos de Lucecita "ay ay aaay sigue sigue!" Lucecita tenía el cuerpo muy sudadito, yo también sudaba mucho pero le decía "qué rica te ves mojadita de sudor" pero ella sólo me decía " ay sí papi, síiii!!! Seguí dándole duro por el culo bien rico por varios minutos hasta que le descargué toda mi leche caliente dentro de su ano, llenándolo de semen. Nuevamente, volvía a botar muchos litros de leche y no se la saqué hasta botar la última gota. Mientras me corría dentro de su ano, la besé muy rico con lengua hasta que le saqué mi pinga de su ano, la abracé bien fuerte y me dijo "uff papi, ha sido mi primera vez por ahí...aay qué rico!" Aún ella sobre la mesa, le abrí las piernas para verle el ano y pude ver que de este chorreaba toda la descarga de semen que le había dado.

    Continuará......



     
    #19
  10. qwtee

    qwtee Bananero activo

    Registrado:
    26 de Junio de 2013
    Mensajes:
    537
    Me Gusta recibidos:
    17
    Respuesta: Cómo me tiré a Doña Luz Marina, mi vecina rica!! II

    Continuando…

    Después de haberle dado muy rico por el culo y de ver cómo chorreaba toda mi leche de su anito en la mesa de su cocina, la abracé muy fuerte y le pregunté si se sentía bien y me dijo “uuff papi, siiii! qué rico culeas!” y me dio un beso lamiendo mis labios, yo también empecé a lamerle los labios y jugábamos con nuestras lenguas. Yo le decía también “ay mami, si supieras cómo aprieta tu culito” y seguíamos devorándonos a besos. Ella se encontraba muy sudadita por el esfuerzo desplegado, me decía “mira cómo sudo mi amor, tú eres el culpable!” yo le decía que me ponía muy arrecho verla sudadita y ver su carita sonrojada. Yo también sudaba y me decía que también la ponía cachonda tocar mi cuerpo; sin embargo, me dijo para bañarnos juntitos y sentirnos más.

    Entonces, recogió su tanguita y su blusa que estaban tiradas en la cocina, limpió los residuos de semen chorreados en su mesa y nos dirigimos a su baño para esa rica duchita. En el trayecto a su baño no dejaba de contemplar el rico culo que me había comido y le daba un par de nalgadas. Entonces llegamos a la ducha, ella abrió el caño y entró primero, qué rico era verla mojándose!! Me dijo “papi, entra! Está rica el agua!” así que entré y comenzamos a mojarnos los dos juntitos. Yo le pasaba el jabón por todo su hermoso cuerpo, entreteniéndome con sus tetas, con su conchita y con sus piernotas. Ella también me pasaba el jabón, sin embargo, se centró en una sola parte, en mi pinga. La cogía con sus dos manos, la pelaba y acariciaba mi glande diciéndome “uuuy qué grande es!” y se reía. Yo le dije que me la chupara y asi fue que se agachó, se arrodilló, empezó a coger mi pinga nuevamente y se la introdujo por la boca. Qué rica mamada!! Me chupaba el glande como nunca y con su lengua jugaba con la puntita de mi pinga. De inmediato, mi pinga se puso muy dura y se me paró. Lucecita tenía en su boca su chupete favorito, no dejaba de mamármela hasta que me dijo “ufff ya me puse cachonda otra vez!!” Entonces, no lo dudé ni un segundo, la puse de pie, la arrinconé contra la pared de la ducha, de espaldas mostrándome el culito y se la metí con fuerza por la vagina. Se escuchó un “aah qué ricooo” sacando su lengüita y comencé con las arremetidas muy duras. Le agarraba las caderas, le daba palmadas a sus nalgas y la pegaba a mí para sentirla mucho más mientras la penetraba. Se escuchaban los golpes de sus nalgas con mi pelvis en cada arremetida. Qué rico era tenerla así, ya que ella también movía su culo y me pedía que no me detenga “si si si aah aah no paresss!!” Luego, se la saqué por un instante, la volteé para que me mire y la arrinconé contra una de las esquinas de la ducha, me agarró del cuello y yo le levanté ambas piernas con mis manos y se la metí hasta el fondo nuevamente por su rica vagina. Ahí sí las arremetidas eran fuertísimas y sus tetotas rebotaban, sentía su conchita bien caliente y sus piernotas alrededor mío, no dejaba de gemir y de decirme “cógeme así asi asiiiii” ella ya había llegado al orgasmo, pero seguí dándole y no me detuve de darle hasta que me vine dentro de ella en esa pose. “Ay que rico papi! Me has hecho venir otra vez!”, me dijo mientras eyaculaba dentro de ella. Nos dimos luego un rico beso.

    Terminamos de ducharnos con todo y follada, nos secamos y nos dirigimos a su cuarto para descansar y continuar con la faena.
     
    #20

Compartir esta página